2

Un Cuento Ciego

¿Sabes leer las paredes?

Tal vez, recuerdes El Cuento en Blanco de la semana pasada. No sé si es porque las arañas gugleras estaban juguetonas especialmente esos días por lo que me apareció este tuit.

Enseguida pensé que esas niñas se merecía un cuento por la imaginación que le estaban echando al asunto.

cuento en braille

Pero esta semana me he planteado que casi tendría que ser al revés:

No sé si nosotros nos merecemos a esas niñas.

Sigue leyendo

Anuncios
2

El Cuento en Blanco

Mi musa es una luna azul.

Se dice que el principal problema de un bloguero es la página en blanco.

No olvides que este es un blog de cuentos.

Pero yo tengo una ventaja en este blog porque mi musa es una lunita azul.

Al tener como musa una lunita azul, nunca me quedo en blanco. Bueno, sí me quedo en blanco cuando la veo; pero luego todo fluye cuando estoy ante la página en blanco.

Contrariamente a lo que hacen otras musas, la mía no me musita nada. Se pone a mi lado, a mi vera, para ver lo que escribo. Paradójicamente, su sola presencia hace que las palabras surjan por si solas en el papel… en mi caso, en la pantalla del ordenador.

Cuando no está a mi lado, está allá arriba, en lo alto, y siempre me acompaña en mis viajes por largo y raro que sea el recorrido.

A veces, la lío; pero sus nudos son tan bonitos que me inspiran nuevos cuentos.

Así que, de una forma u otra, siempre me sirve de inspiración haga lo que haga yo y ella.

Sigue leyendo

4

Cuentos a la Luna

Este blog le cuenta a la luna.

Como has podido observar, este blog ha cambiado de subtítulo:

Cuentos a la Luna

Qamar

Como sabes, la luna de este blog se llama Qamar y lleva este precioso blog.

También sabes que una vez se puso malita, pero ya se ha recuperado.

Ahora, además de estar sana como una manzana, quiere ser libre:

  • de leerme o no
  • de publicar o no
  • de comentarme o no

Por eso, verás que algunas veces no aparece en la zona comentarios.

Y aunque a veces la echo de menos, prefiero que se así.

Esto me ha recordado la obra de un bululú que se titulaba El Traje de la Luna.

Sigue leyendo

0

Un Cuento de Viajes

Lo mejor de un viaje es contarlo.

Este cuento viene de AQUÍ.

El caso es que, entre unas cosas y otras, el ratoncito no empezaba nunca su viaje fuera de Isla Imaginada. Si es tan divertido preparar un viaje como realizarlo y lo mejor de un viaje es contarlo, ¿había necesidad de pasar fatigas y sufrimientos?

Por ejemplo, pensó en un viaje en bici por tierras desconocidas.

Imagen de la Red

Aprender los conocimiento para desmontar y montar una bici, distribuir el peso de los bultos del viaje de forma equilibrada, llevar lo suficiente para sobrevivir en espacios deshabitados y muchas, muchas más cosas que aparecían en su agenda de viajes cada vez que ponía una nueva etiqueta.

Sigue leyendo

6

La Agenda de Viajes

A veces, es más divertido preparar un viaje que realizarlo.

Este cuento viene de AQUÍ.

Ratoner repasaba y repasaba las aplicaciones de su nuevo móvil de viajes hasta que dio con la de la Agenda. Pensó que sería una agenda normal en la que, si ponías el nombre de una ciudad en el buscador, te vendría toda la información turística de la zona de dicha ciudad.

Imagen de la Red

Probó con una ciudad de Roacia y, efectivamente, salía una información general y una ventana informativa:

Si quieres información más detallada, añade etiquetas.

El ratoncito añadió: ratón, queso, cuento. Y aparecieron detalles específicos sobre estos temas en el mapa.

– ¿Que pondrá esta agenda sobre Isla Imaginada?

Sigue leyendo

2

El Vagabundo de la Red

Vagar por la red es más divertido de lo que parece.

Una vez que Qamar se hubo recuperado de su enfermedad, Ratoner pensó en retomar sus viajes imaginados.

– Lunita, ¿te querrías venir conmigo? -le preguntó el ratoncito-.

– Querido ratoncito -le respondió-, yo no necesito viajar. Desde aquí, en lo alto, puedo verlo todo sin moverme. Ve, viaja y no te preocupes… yo seguiré estando en tus noches y en tus sueños.

Imagen vía Pinterest

Habían cambiado ya algunas cosas en Isla Imaginada. Así que pensó en pasarse primero por la Oficina Imaginada para ver las últimas novedades en viajes.

Precisamente -le comentó el dependiente-, nos acaba de llegar un móvil de viaje para ratones. Y le fue contando todas las aplicaciones del aparato.

Contaba con un GPS que servía para orientarse en los lugares más recónditos y de baliza en caso de accidente.

Sigue leyendo

5

La Felicidad y los Demonios

La felicidad está dentro de cada cual.

El siguiente cuento no es mío, sino que es un cuento popular con distintas versiones en la red. Transcribo la que he visto más veces repetida.

En el principio de los tiempos se reunieron varios demonios para hacer la mayor de sus tropelías.

Uno de ellos dijo: “Debemos quitar algo a los humanos pero, ¿qué les quitamos?”.

Después de mucho pensar, un segundo, añadió: “¡Ya sé! Vamos a quitarles la felicidad. Para muchos de ellos es el don más preciado, ¡pero el problema va a ser dónde esconderla para que no puedan encontrarla!”.

Se sumó un tercer demonio a la conversación: “¡Vamos a esconderla en la cima del monte más alto del mundo!”.

Inmediatamente, replicó un cuarto demonio: “¡No!, recuerda que tienen fuerza; alguna vez alguien puede subir y encontrarla, y, si la encuentra uno, ¡ya todos sabrán dónde está!”.

Imagen de la red

Luego, opinó el quinto: “¡Entonces vamos a esconderla en el fondo del mar!”. Sigue leyendo